Las cosas de Iván Federico

Átomo perdido en la llanura, que me nombró el poeta, nací sin querer y moriré sin poder evitarlo.

четверг, 18 ноября 2010 г.

Lo prometido.


Eres como la tierra que dora el sol y es fértil,
como los campos de espigas,
como los de amapolas.
Eres como la primavera y el otoño.
Si de verdad preguntabas qué pienso
esto es poco, quizá solo un asomo.

Eres como el tabaco y como el whiskie
siempre cuando me exprimes como ellos,
me dejas ebrio y seco y destrozado,
tres placeres letales del que escribe.

Eres como la literatura de fuego.
Como un poema de fuego de Sabines,
Como una playa blanca de arena fina
con poemas de Sabines
donde nunca estuvimos ni leimos.

Esto es poco, quizás una aproximación.
Eres como la tierra cuando tiembla.
Puedo decir tranquilo y con la boca grande
“puedes pasar, tu casa sigue abierta”.

1 комментарий:

se asoman al espejo